Julia Alvarez Iguña

Julia Alvarez Iguña
El éxito es un camino, no un destino

Vida Cotidiana

Psicología on Line

Psicología aplicada al Golf

"INVICTUS": Liderazgo

En una entrevista realizada a Francois Pienaar, capitán del equipo Springbok ganador del mundial de rugby 1995, por Lauren Clifford Holmes habla de Nelson Mandela. La traducción del video fue realizada por Julia Alvarez Iguña que, a continuación, realiza un comentario sobre la misma.



La reflexión de Francois Pienaar acerca de Nelson Mandela:
Cada vez que me encuentro con Mandela, su humildad es tan grande y de enormes valores humanos. Te hace sentir relajado, importante. Te dedica tiempo y eso es una magnifica virtud. Cada vez que dejaba la oficina presidencial me venía a la mente cuán grande y humilde era su persona.

Contanos acerca de la copa del mundo de 1995

Adoptamos el lema: “un equipo, un país” porque creíamos que esa competencia era para toda Sudáfrica, y si nos iba bien lograríamos que toda Sudáfrica se sintiera orgullosa. No nos subestimamos cuan orgullosa iba a estar Sudáfrica.
Durante la competencia sonó el teléfono y me llamó Mandela para ver si el equipo estaba bien, si estaban bien focalizados, sobre su motivación, si los jugadores estaban OK y eso fue maravilloso. Él tuvo el tiempo y nos tenía presentes en la mente y nos decía: “no los vamos a abandonar”, y eso significó muchísimo. Era una pequeña cosa pero con un gran significado. Está muy bien documentado en la película mis sentimientos en ese día en la final cuando él entró al vestuario llevando la camiseta de los Springbok en su corazón. Fue uno de los momentos más emotivos de mi vida y ni siquiera pude cantar el himno de lo emocionado que estaba y de tan orgulloso de ser sudafricano, y ese sentimiento se sintió y se expandió en todo el equipo. Todos los jugadores miraban a este hombre quien se volvió a tomar nuevamente su tiempo para entrar al vestuario y desearnos buena suerte.

Cuando salimos al estadio la gente gritaba: “Nelson, Nelson” y esas palabras resonaban muy poderosamente. Cuando Mandela entregó el trofeo y me dio la mano, me dijo “Gracias por lo que hiciste por Sudáfrica”, y yo le respondí: “Está equivocado. Gracias a usted, por lo que hizo por Sudáfrica”, y me dieron ganas de abrazarlo pero no era muy protocolar. Eso me puso la piel de gallina el haber recibido el premio de una figura tan magnifica y poder levantar la copa enfrente de mi país

¿Qué otro momento memorable compartistes con Mandela?
Estaba en Londres y me llamó por teléfono por el nacimiento de mi primer hijo, John, y le puso de sobrenombre gokele, que significa líder y, comentó que sería su ahijado. La segunda ocasión fue cuando mi segundo hijo Stephan retornamos a Sudáfrica y nos invitó a tomar el té. Cuando estábamos en el auto, Stephan preguntaba enojado porque él no podía ser también su ahijado. Y cuando llegamos fue corriendo hacia Mandela, le tomó la mano y le dijo si también podía ser su padrino. Mandela lo abrazó y lo apodó goha que quiere decir valiente por el coraje y valentía que un chico de cinco años había demostrado en ese acto al lanzarse hacia él. Eso demuestra nuevamente su humildad y el gran intelecto de un individuo.

¿Cuál es la mayor contribución de Mandela a Sudáfrica?
Sudáfrica recién empezaba a ser un país democrático y el mundo no confiaba mucho en su éxito, pero teníamos un líder que demostraba humildad, gran intelecto, que nos ayudó a realizar una suave transición desde el apartheid hacia la democracia. Si miramos hacia atrás las cosas en Sudáfrica pudieron haber salido peor pero no fue así. ¿Y por qué? Porque tuvimos un líder, al fin y al cabo todo se trata de líderes y tuvimos al mejor en el momento oportuno.

Comentario acerca de invictus: Liderazgo social y deporte

Es una película que nos habla del perdón, de paz, la unión y la búsqueda de identidad, la pertenencia, el liderazgo, conceptos aplicados a la cohesión de un equipo. El líder es figura fundamental para desarrollar el espíritu de trabajo por medio del optimismo diario en la búsqueda de sus ideales.

Como bien dice Francois Pienaar en su reportaje, Mandela actuó como un líder logrando que la gente confiara en él. Demostró humildad, confianza, presencia, abierta escucha al otro, conocía a cada jugador por su nombre, dándoles identidad personal más allá de lo grupal. Logró constituir un equipo de trabajo donde blancos y negros actuaban todos bajo una misma consigna y meta en común: la unión de Sudáfrica.

Su comunicación era clara y sincera. Como lo afirma uno de los axiomas fundamentales del liderazgo, cuando reina el optimismo y el entusiasmo se amplifica el estado emocional del equipo. La principal tarea de un líder es escuchar, apoyar, guiar, motivar, poder ponerse en el lugar del otro, persuadir y dirigir. No solo debe saber hacer circular la pelota sino también la palabra.

Como dijo Albert Einstein, “No tenemos que acabar convirtiendo al intelecto en un Dios. Su musculatura es poderosa pero carece de personalidad. Y es que su función no es sólo la de dirigir, sino la de servir”. Yo agregaría la de servir al otro.
Cuando el líder no actúa de manera democrática, sino que se desenvuelve de manera autoritaria, produce una gran resistencia en el equipo generando conductas negativas, baja la confiabilidad. Cuando hablamos de liderazgo, se logra gran participación y respuesta grupal. Saber reconocer, estimular, escuchar y no dejar ninguna posible mal interpretación de ninguna persona o situación. El líder conoce perfectamente a sus jugadores, qué es lo que necesitan y qué les falta. Es capaz de tomar decisiones difíciles cuando es necesario y posee una filosofía o “marco de referencia” desde donde apuntala su estrategia, decisión y acción.

Los líderes poseen carisma, poseen seguidores. Al líder no se lo “ama” o “admira” por su popularidad sino por su resultado. No es dinero; es responsabilidad. No son predicadores; son hacedores. Se hacen cargo de los deseos y necesidades de los demás.

Nelson Mandela ha demostrado ser un gran líder que supo interpretar cuáles eran las necesidades básicas de su país. Supo transformar el odio hacia sus captores en la cárcel en comprensión y perdón dando ejemplo para forjar las bases de reconciliación después del apartheid.
Liderazgo es actitud, es algo pequeño pero que marca una gran diferencia. No temen a la adversidad, van en su busca ya que sin viento no hay barriletes que asciendan. El significado de la existencia se marca y se aprende a través de crisis y sufrimiento. El orgullo en sí mismos, en sus valores, en su equipo, es lo que diferencia la excelencia de la mediocridad.

1 comentarios:

Daviid. dijo...

Muy buena película, la verdad que me gusto mucho y es verdad que "es una película que nos habla del perdón, de paz, la unión y la búsqueda de identidad, la pertenencia, el liderazgo, conceptos aplicados a la cohesión de un equipo. El líder es figura fundamental para desarrollar el espíritu de trabajo por medio del optimismo diario en la búsqueda de sus ideales." como dice en el texto.
A lo mejor hay personas que no la van a entender por no gustarle el Rugby o tampoco la van a ver por el mismo motivo, pero yo la recomendaría, por que se puede aplicar a todo deporte grupal.

Muy bueno el blog, muy interesante y motivador.

22/2/10 12:34